Clínica Veterinaria Son Rapinya

Tu veterinario en Palma de Mallorca, Clínica Veterinaria, boutique animal, peluquería canina.

Sobre la Toxoplasmosis

Dado que muchas veces en la clínica nos consultan sobre ésta enfermedad y su posibilidad de contagio a las personas, vemos que es necesario conocer un poco más de la misma:

Ésta enfermedad fue descubierta en 1908, se caracteriza por afectar tanto a perros como a gatos, raras veces los animales presentan sintomatología y puede transmitirse a las personas, por lo que se conoce como una importante “zoonosis”. El agente causal es un parásito de vida intracelular, denominado Toxoplasma gondii.
El perro y el gato tienen alta receptividad para el Toxoplasma gondii, pero no la máxima, la cual corresponde al ratón, al cobayo, etc.

Transmisión :

Los felinos son huéspedes completos, en ellos se desarrolla el ciclo de vida del parásito, el cual se reproduce en células del intestino con la consiguiente eliminación de quistes por materia fecal. Éstos quistes, al cabo de 1 a 5 días esporulan (maduran) en el medio ambiente lo que los convierte en infectantes y resistentes.

En los huéspedes intermediarios (perro, hombre, bovino, y gato) ocurre una toxoplasmosis aguda extraintestinal ( hígado, miocardio, etc) y en 14 a 21 días se desarrollan anticuerpos. En éste caso, derivará en una localización mas profunda, formando quistes en diferentes tejidos como Sistema Nervioso Central y Músculos, y desarrollando una toxoplasmosis crónica o latente, la cual en caso de inmunosupresión (por ejemplo ante el uso prolongado de corticoides, inmunodeficiencia felina o SIDA en las personas) se puede reactivar. El ciclo se completa cuando un felino consume carne cruda o vísceras con quistes de Toxoplasma gondii en su interior.

Las formas infectantes son :

Quistes

Quistes contenidos en carne cruda, con pared resistente y en su interior puede contener cerca de 50.000 bradizoítos.




Ooquistes

Ooquistes esporulados eliminados por materia fecal





Seudoquistes

Seudoquistes con taquizoítos en su interior ( son la forma de reproducción rápida del toxoplasma causante de la infección aguda y presente en tejidos extraintestinales).




Otras formas de contagio en humanos: congénita, trasplantes, transfusiones y profesional (heridas en matarifes, carniceros y cocina).

La edad del gato es fundamental, ya que sólo gatitos de 6 a 14 semanas son los productores de ooquistes. La cantidad de ooquistes eliminados por un gatito puede llegar a 100.000 ooquistes por gramo de materia fecal. Los anticuerpos de la madre, no interfieren esta producción, ni la ocurrencia o no de la enfermedad. Si el gato se infecta con quistes contenidos en tejidos (carne cruda), eliminará ooquistes por materia fecal al cabo de 3 a 8 días. Si el gato se infectó comiendo taquizoítos u ooquistes esporulados, estará eliminando ooquistes por materia fecal al cabo de 3 semanas (tener en cuenta que la principal forma de infección en el gato se da por carnivorismo, frecuente en gatos salvajes).

Por lo tanto, no implica riesgo de contagio para el hombre el acariciar gatos adultos o tenerlos en brazos.

Signos :

En gatos no son frecuentes, pero cuando los hay, son: uveítis, fiebre fluctuante, rigidez muscular, disminución de peso, anorexia, incoordinación, convulsiones, ictericia ( por la inflamación del hígado y páncreas), tos, dificultad respiratoria y aborto.

En caninos, la sintomatología también es escasa y tiene varias formas de presentación:

  • Forma Generalizada: (perritos de 7 a 12 meses): fiebre, diarrea, vómitos y tonsilitis.
  • Forma Nerviosa Central: (4 a 12 o mas meses): lesiones en cerebro, cerebelo y médula.
  • Forma Nerviosa Periférica ( 3 a 12 o más meses): parálisis descendente y ataxia.
  • Forma Ocular, mismos signos que en gatos. Su presentación es infrecuente.
  • Forma Respiratoria: neumonía, tos y dificultad respiratoria.
  • Forma Gastrointestinal: diarreas.

Control y Profilaxis :

En las personas:

Cuidado al manejar heces de gato y eliminación de las mismas rápidamente (antes que esporulen en 24 hs.)

Evitar manipular carne cruda, o hacerlo con guantes.

Ingerir carne bien cocida ( 70ºC por lo menos 10 minutos), especialmente carne de cerdo o codero.

No probar alimentos a mitad de cocción.

Cuidadosa limpieza de los vegetales y de utensilios de cocina con agua caliente y jabón. Utilizar guantes para los trabajos de jardinería. Evite lugares donde los gatos pueden hacer sus necesidades.

Los humanos en riesgo son las mujeres embarazadas cero negativas principalmente durante el primer y segundo tercio de gestación. También lo son los enfermos de SIDA.

toxoplasmosis

En el gato :

No alimentarlo con vísceras o carne cruda.

Evitar la caza por parte del gato.

Controlar el acceso del gato a basureros.

Diagnostico :

Método directo: se usa excepcionalmente.

Métodos Indirectos:

En gatos se utilizan kits, pero solo se obtienen resultados positivos o negativos, no diferenciando si es una infección aguda o crónica. Las mismas miden niveles de Ig G y no detecta infecciones agudas. Cabe recordar que las infecciones agudas son las únicas potencialmente peligrosas para las personas por la eliminación de ooquistes por materia fecal.

En personas se utilizan muestras de suero para conocer el grado de inmunidad frente al parásito, obteniendo valores de inmunoglobulinas de tipo G tardías (Ig G) y tipo M (Ig M) de respuesta temprana, mediante Inmunofluorescencia indirecta o técnicas de Elisa.

Si el resultado es positivo:

En caso de valores fuertemente positivos, nos indica infección reciente o aguda.Si el resultado es medianamente positivo, deberemos realizar un segundo control a los 15 días, y en caso de aumentar el valor Inmunoglobulinas ( Ig M ) nos indica que evidentemente hay una infección aguda o una reagudización de una infección crónica. Por el contrario si al repetir la medición obtenemos un valor similar, se trata de una infección crónica.

Si el resultado es negativo hay ausencia de inmunidad y ausencia de toxoplasmosis, con el consiguiente riesgo de infección.

Tratamiento :

Solo se tratan casos agudos. En gatos hay distintos tratamientos. Se usa Clindamicina o Sulfas + Trimetoprim. Tambien se han usado robamicina o espiramicina. Se suelen utilizar corticoides para disminuir la inflamación, pero el efecto inmunosupresor de los mismos limita su uso. De todos modos, cada caso particular debe ser evaluado por su veterinario ya que no existe la cura definitiva de la enfermedad.

Lucas Corró Molas - Veterinario Colegiado nº 758 - 21/01/2008

Telefono peluqueria Telefono Urgencias

Tu veterinario en Palma de Mallorca - Pedro Darder - Clínica Veterinaria Son Rapinya @ 2011
Clínica Veterinaria - Boutique animal - Peluquería canina
Calle Mateo Fiol 45 - Tel. 971793310 - Fax 971606023 - 07013 - Palma de Mallorca

Mapa del sitio - Sitemap