Clínica Veterinaria Son Rapinya

Tu veterinario en Palma de Mallorca, Clínica Veterinaria, boutique animal, peluquería canina.

Sobre la leucemia felina

gato

El virus de la leucemia felina se aisló en los años 60, y afecta en todo el mundo tanto a gatos domésticos como a salvajes. Constituye un grave riesgo para los gatos domésticos, ya que además de contagioso, es responsable de muchas enfermedades mortales.

En Europa, la prevalencia del virus en gatos sanos se estima entre un 1 y un 5%, mientras que en gatos enfermos aumenta a un 13-18%, en algunas comunidades puede alcanzar el 30%.

Los gatitos de más de 6 semanas (al perder la protección materna) son los más susceptibles. A partir de 1-2 años de edad presentan una alta resistencia natural, superando la infección o a desarrollar procesos crónicos neoplásicos.

Transmisión :

A través de la saliva, las secreciones nasales, las lágrimas, la leche y es posible también que a través de la orina y las heces. Esto quiere decir que un gato positivo en VLFe podrá transmitir el virus a otros gatos por medio de las heridas causadas en peleas, y también compartiendo comida, agua y bandeja de deposiciones.

No obstante, se necesita un contacto estrecho y continuado entre un gato positivo y un gato negativo para que se dé el contagio, ya que el virus se inactiva con gran rapidez tras su liberación. Las madres pueden traspasar a sus hijos el virus antes del nacimiento o en el amamantamiento.

Prevención :

Existen vacunas para la prevención del VLFe. Como sucede con todas las vacunas, su eficacia no se puede asegurar al 100%, por lo que los veterinarios no suelen recomendar la convivencia entre gatos positivos y gatos negativos, aunque estos estén vacunados y la vacuna proteja con garantía a un porcentaje muy alto de gatos.

Diagnóstico :

Existen tests de distintos tipos para comprobar si un gato está infectado con el VLFe.

Realizar estas pruebas es importante en caso de que se vaya a introducir un nuevo gato en una casa donde haya otros gatos residentes por el riesgo de contagio, y también cuando no haya más gatos para poder responder con rapidez a los problemas de salud que se presenten en caso de que el gato haya contraído el virus.

Tratamiento :

Aunque algunos desarrollan rápidamente graves enfermedades, otros pueden vivir con muy buena calidad de vida durante meses o años con el cuidado y los tratamientos sintomáticos adecuados.

El tratamiento es largo, caro y no consigue la curación una vez que se ha declarado clínicamente la enfermedad.

Aunque no existen tratamientos específicos para la leucemia felina, algunos medicamentos, como el interferón y otros inmunoestimulantes pueden ser de utilidad para mantener el sistema inmunológico del gato en buen estado. El veterinario indicará los tratamientos apropiados para los distintos síntomas y enfermedades que puedan presentarse.

No es conveniente que convivan gatos positivos con gatos negativos y tampoco que tengan libre acceso al exterior.

Pau Alorda Gayá - licenciado en medicina veterinaria - 02/01/2008

Telefono peluqueria Telefono Urgencias

Tu veterinario en Palma de Mallorca - Pedro Darder - Clínica Veterinaria Son Rapinya @ 2011
Clínica Veterinaria - Boutique animal - Peluquería canina
Calle Mateo Fiol 45 - Tel. 971793310 - Fax 971606023 - 07013 - Palma de Mallorca

Mapa del sitio - Sitemap